Mueble de baño

Al realizar una reforma de baño hay que dedicar una atención especial al mueble de baño, existen de muchos tamaños y diseños. En algunas ocasiones es primordial su aspecto decorativo, y en otras ocasiones lo importante es que sea amplio y práctico. Lo más habitual es comprar un conjunto de mueble de baño con espejo y lavabo, aunque también se pueden comprar por separado.

Muebles de baño con patas

Los muebles de baño con patas nos permiten un mayor almacenamiento y no tener que preocuparnos por el peso que introducimos en el mueble.

Muchos modelos permiten ser instalados con o sin las patas, o incluso cambiarlas por otras que nos gusten más.

Son recomendables en baños que van a usar niños o cuando no conocemos si tendremos problemas al anclar el mueble de baño a la pared.

mueble de baño con patas
Mueble de baño con patas

Muebles de baño suspendidos

Los muebles de baño suspendidos van colgados de la pared y no tienen patas, por lo que facilitan la limpieza por la parte inferior y son más estéticos que los tradicionales muebles con patas, aunque para gustos los colores.

Son ideales para baños de invitados o que no requieren almacenamiento, aunque el almacenamiento se puede añadir con un mueble de baño auxiliar, quedando el mueble del lavabo suspendido.

Muebles base para lavabo

Este tipo de muebles no vienen de fábrica con el lavabo, son ideales para elegir cualquier lavabo para colocar sobre encimera, personalizando un poco más nuestro baño.

Suelen colocarse lavabos de superficie y grifos altos, que pueden ir en el centro del mueble o desplazados hacia algún lado, en el caso de la foto es un mueble suspendido, pero también podría ser con patas.

× ¿Cómo puedo ayudarte?